Tasación de joyas

VALORACIÓN DE OBJETOS PRECIOSOS

Si deseamos obtener el valor objeto de la tasación debemos utilizar el valor real, en ningún caso se tendrá en cuenta el valor sentimental de las piezas ni su estado de conservación, ya que este último no suele especificarse en la documentación que se recibe. Además, el valor será independiente por pieza, si bien se dará un montante total del conjunto de bienes. Es necesario tener en cuenta las características de cada una de las piezas, aunque normalmente los datos aportados de las piezas son muy escasos e insuficientes para una valoración objetiva. Si los datos aportados son prácticamente nulos, sin indicar quilataje, peso, medidas o longitud, o forma, el valor asignado será atendiendo al menor valor de la hipotética pieza descrita.

METALES

Entendemos como materiales preciosos el platino, el oro y la plata. El oro, la plata y el platino se comercializan aleados con otros metales para darles un grado de dureza y color necesarios según el entorno hacia donde vayan dirigidos. La ley o título que antes se denominaba en quilates ahora se expresa en milésimas. El quilate es en realidad la unidad de peso para el diamante. Un quilate es igual a 0.20 gr. es decir, 5 quilates equivalen a 1 gramo. En el oro tanto los quilates como las milésimas indican la proporción de oro fino contenido en la aleación y también la cantidad de aleación. En los quilates una pieza de oro se compone de 24 partes de las cuales 18 (18 kts) son oro fino y el resto de aleación. En las milésimas la misma pieza de oro se divide en MIL partes de las cuales 750 son de oro fino y el resto de aleación. Entonces, la precisión de los kts. es 1/24, una parte de 24, y la de las milésimas 1/1000.

De este modo tanto la aleación, impurezas, oro fino, etc. se puede expresar a la MILESIMA. *24 Kts = 24 gramos de oro fino *18 Kts =18 gramos de oro fino para un peso de 24grs. De aleación de oro 750/1000 (empleado en artículos de joyería oro de 750 mm). Puede ocurrir que en la descripción aportada no se indica más que el material: oro, por lo que tendremos que deducir que se trata de oro de 18 kts. Oro amarillo = 1000 gr. de oro amarillo que tiene 750 gr. de oro fino, 125 gr. de plata fina y 125 de cobre. Oro blanco o Paladio =1000 gr de oro blanco o paladio tiene 750 gr. de oro fino y de 100 a 160 gr. de paladio y el resto de plata fina. Por último, aquellas piezas que no sean indicado que son de oro de manera específica, no serán tomadas como tal.

GEMAS

El mundo de las gemas es muy complejo, dada la gran cantidad de variedades (dentro de la misma gema) por lo que se han generado tablas para poderlos valuar dependiendo de su tamaño y características. Si no tenemos ninguna indicación sobre las características de las gemas indicadas, únicamente el color ´piedrecita blanca´ o descripciones poco objetivas ´especie de brillante´, nos basaremos en un tamaño medio/pequeño y en una calidad media/baja de joyería (sin documentación). No sabemos si son piedras tratadas (y qué tratamiento ha sido aplicado), el color, ni si tienen fracturas, lo que complica en gran medida una valoración objetiva, ya que la valoración final de una gema de ese tipo depende de sus características.

PERLAS

Hay dos tipos de perlas: las naturales y las cultivadas. Estos dos tipos de perlas son valuadas por su textura, brillo, color, tamaño, formas e imperfecciones. A pesar de que, en algunos casos se indica la procedencia: australianas o japonesas, no se indican factores imprescindibles para su valoración como son: diámetro, forma, color, oriente, grosor de la capa de cultivo o pureza, así como los tratamientos, por lo que la valoración ha de tenerse en cuenta a la menor calidad planteada. Las perlas naturales son extremadamente raras y es por eso que son generalmente más caras que las perlas cultivadas. No obstante, si no se indica su procedencia se tomarán en el informe como ´perlas cultivadas´.

RELOJES

Se plantea que los relojes valorados se encuentran en estado de marcha. Aun así, puede no indicarse si es la maquinaria o toda la pieza en oro, así como el modelo; datos que hacen variar de manera considerable el valor final de una pieza de esas características. El valor será independiente por pieza, si bien se dará un montante total del conjunto de bienes. Es necesario tener en cuenta las características de cada una de las piezas. Si los datos aportados de las piezas son muy escasos e insuficientes para una valoración objetiva, el valor asignado será atendiendo al menor valor de la hipotética pieza descrita.

 

Fuente: Euroval

2019-07-25T15:03:40+02:00

Leave A Comment

ANTES DE IRTE...
...ÉCHALE UN VISTAZO A NUESTRA OFERTA FORMATIVA
¡ESTAMOS SEGUROS DE QUE TE INTERESARÁ!
VER CURSOS
close-link